¿usas prótesis removibles? aquí tienes unos consejos

Las dentaduras postizas o prótesis removibles, requieren de una serie de cuidados para mantenerse con el mejor aspecto y funcionamiento durante el máximo tiempo posible. 

A continuación descubrirás una serie de sencillos consejos para ayudarte a conservar tu prótesis de la mejor manera posible!

Cuando la prótesis dental es nueva, su superficie estará limpia y lisa pero a medida que se va usando y entra en contacto con alimentos, café o tabaco comienza a deteriorarse.

El procedimiento para limpiar una prótesis dental removible es muy sencillo y se realiza con productos que se adquieren fácilmente en farmacias. 

Además, es fácil de llevar a cabo tanto si estás en casa como si estás fuera.

Después de cada comida te recomendamos hacer lo siguiente:

  • Retira la prótesis con cuidado. 

  • Cepilla la dentadura postiza con un cepillo especial para prótesis dentales usando agua y jabón neutro. Limpia concienzudamente todas sus zonas, tanto la parte rosada como la metálica, si es que la tiene.

  • Seca la prótesis bien y guárdala en su caja. Déjala en un sitio ventilado y ten en cuenta que si la guardas húmeda, se favorece el crecimiento de microorganismos en ella

  • Cepíllate los dientes con normalidad, independientemente del número de piezas dentales que tengas.

Como extra, y para asegurarte de que la dentadura queda completamente limpia, te aconsejamos que incorpores un paso más al procedimiento de higiene diaria antes de irte a dormir.

Lo más recomendable es que la dejes en un vaso con agua y que disuelvas una pastilla especial para limpiar prótesis dentales.

Hay distintas marcas comerciales que venden este tipo de pastillas, puedes utilizar la que más te guste.

No obstante, conviene que te informes sobre los detalles de su uso, pues dependiendo de la marca es posible que debas disolverla durante unas horas o toda la noche. 

 

Qué no usar para limpiar y desinfectar tu prótesis dental:

Ya sabes que el agua, el jabón neutro y las pastillas especiales para prótesis son los mejores aliados para la limpieza y el mantenimiento de las dentaduras postizas. Sin embargo, a muchos pacientes les resulta tentador utilizar otro tipo de productos que no son nada recomendables.

Por ejemplo, no se deben usar productos como la lejía. A pesar de tener propiedades desinfectantes, es muy perjudicial para la prótesis dental por sus propiedades abrasivas. Además, termina decolorándola, por lo que perderá su aspecto estético y natural. 

Tampoco recomendamos cepillar las prótesis con pasta dentífrica ya que estas tienen microperlas que arrastran la suciedad de los dientes pero arañan el acrílico de las prótesis haciendo que pierdan el brillo y se adhiera mas placa bacteriana.

Lo mismo ocurre con el bicarbonato o el agua oxigenada, cuyo uso resulta muy dañino a pesar de su apariencia inofensiva. Todos estos productos crean rugosidades en la prótesis, originando filtraciones y provocando que se tiña con el tiempo. 

Aunque sigas rigurosamente esta rutina cada día, es conveniente que acudas a las revisiones periódicas pautadas por tu dentista (al menos una vez al año). El profesional será quien revise tu prótesis dental removible cada vez que vayas a su consulta. De esta manera, podrá determinar si su colocación y ajuste son los adecuados y valorar si la limpieza y el mantenimiento que llevas a cabo son los correctos.

  

 

Si necesitas asesoramiento o tienes alguna duda, no dudes en consultarnos. Estaremos encantados de revisarte y aconsejarte sin compromiso. La primera visita es gratuita. 

No olvides visitar a tu dentista de confianza de manera periódica, no hay mejor tratamiento que la prevención.